Serie MA Monumentos Arquitectónicos

La Serie MA (Monumentos Arquitectónicos), que está íntimamente relacionada con la secular labor que ha ejercido la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando en la protección, conservación, estudio y difusión del patrimonio monumental español, se compone de 967 dibujos en los que se han documentado 453 filigranas de fabricantes de papel. En este rico fondo gráfico, único en su género, se pueden distinguir cuatro conjuntos de dibujos, desde un punto de vista temático y cronológico.

El primer conjunto de dibujos corresponde a la pionera empresa de difusión monumental promovida por Carlos III conocida como las Antigüedades árabes de España, que se desarrolló en dos fases entre 1760 y 1767, por lo que se puede distinguir a su vez dos grupos de dibujos. El primero de ellos corresponde a los realizados por el pintor Diego Sánchez Sarabia, y el segundo a los integrantes de la comisión académica que se trasladó a Granada y Córdoba, compuesta por los arquitectos José de Hermosilla, Juan Pedro Arnal y Juan de Villanueva. A este conjunto se ha asociado, por su relación temática, el de los dibujos que realizaron en el siglo XIX el grupo de arquitectos y dibujantes de la empresa Monumentos Arquitectónicos de España que fueron a Granada, integrado por Francisco Antonio Contreras Muñoz, Jerónimo de la Gándara, Nicomedes de Mendívil, Rafael Contreras, José María Ramón y José Rubio Escudero, y a Córdoba, compuesta por Ricardo Arredondo, Agustín Ortiz de Villajos y Mariano López y Sánchez y Domingo Pérez Pumareda, Leandro Serrallach y Máximo de Robles, que dibujaron los elementos visigodos de la mezquita-catedral cordobesa. Así ha sido dado a conocer recientemente este fondo en un catálogo editado por Antonio Almagro Gorbea, El legado de al-Ándalus: las antigüedades árabes en los dibujos de la Academia (Granada, 2016).

Leer más

El grueso de la Serie, de la que en realidad toma su nombre, corresponde a la empresa promovida por el Estado Monumentos Arquitectónicos de España (1856-1881), un hito en la historiografía de la Historia del Arte en España, que se compone de los dibujos preparatorios de las 281 láminas publicadas, así como de los apuntes y los dibujos preparatorios para las cabeceras de los textos y de las letras iniciales de los mismos. Este conjunto de dibujos en distintos grados de elaboración es sin duda tan excepcional como poco conocido, aunque, lamentablemente, no todos los dibujos preparatorios de las láminas que se publicaron han llegado hasta nosotros.

Monumentos Arquitectónicos de España hunde sus raíces conceptuales en la L'Antichitá di Ercolano esposte y en las Antigüedades Árabes de España, fruto de la hechura de aquella, e ideológicas y estéticas en las empresas románticas Recuerdos y Bellezas de España y, especialmente, en la España Artística y Monumental. Si su origen se remonta a los viajes estudiantiles de la Escuela Superior de Arquitectura, el proyecto tuvo oficialmente su nacimiento por Real Orden de 3 de julio y Real Decreto de 20 de septiembre de 1856, esto es, en el tránsito del Bienio Progresista al de la Segunda Década Moderada del reinado de Isabel II. Por estas disposiciones se creó una Comisión responsable de la publicación de dicha obra (su sello está presente en algunos dibujos), que estuvo presidida en un principio por el arquitecto Juan Bautista Peyronet, que fue sustituido en 1859 por el también arquitecto Aníbal Álvarez Bouquel, e integrada por los arquitectos Jerónimo de la Gándara y Francisco Jareño, y los Historiadores del Arte y Arqueólogos, José Amador de los Ríos, Pedro de Madrazo y Manuel de Assas y Ereño, consumados expertos y ocasionales colaboradores en empresas semejantes desarrolladas con anterioridad e inspiradas en sus homónimas francesas. A lo largo de su existencia participaron cerca de medio centenar de dibujantes, mientras la estampación corrió a cargo de la Calcografía Nacional y la impresión de los textos de la Imprenta Nacional. Cabe señalar que esta iniciativa está en estrecha conexión con una serie de medidas que acabaron por configurar el sistema de protección del Patrimonio histórico-artístico español isabelino, coordinado desde 1854, por las Reales Academias de Bellas Artes y de la Historia, entre las que hay que destacar la creación de la Escuela Superior de Diplomática (1856), la Ley de Instrucción Pública de Claudio Moyano (1857), la creación del Cuerpo Superior Facultativo de Archiveros, Bibliotecarios y Arqueólogos (1858) y la reorganización de las Comisiones Provinciales de Monumentos (1865). La empresa, cuya gestión fue finalmente encomendada por el Ministerio de Fomento a la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando, por Real Orden de 17 de mayo de 1872, tuvo su complemento, en gran formato también y en la que incluso se reprodujeron idénticas piezas, en el Museo Español de Antigüedades (1872-1880).

El tercer conjunto corresponde a los cinco álbumes de José María Avrial y Flores (1807-1891), dos de ellos dedicados a Segovia (1843), uno a León (1845), y otros dos a Asturias (1847) y Zamora (1850), que contienen en total un interesante elenco de 267 láminas del rico patrimonio monumental de dichas localidades, dibujadas en un momento muy delicado para nuestro patrimonio cultural. El álbum dedicado al Alcázar de Segovia, que constituye un documento excepcional por haberse realizado antes del devastador incendio de 1862, fue adquirido por el Estado en 1884 y depositado en la Academia, mientras que los demás fueron donados, en 1949, por la nieta del pintor Manuela Avrial. Dado su evidente interés los álbumes de Segovia ya fueron editados por el marqués de Lozoya y Elías Tormo en 1953 y lo han sido de nuevo recientemente, además del de Zamora.

La Serie se completa con un cuarto conjunto de dibujos variados remitidos en su mayor parte desde las Comisiones Provinciales de Monumentos o a través de otros canales. Entre ellos cabe destacar los dibujos del proyecto de restauración de la iglesia prerrománica asturiana de Santa Cristina de Lena, así como de la iglesia mozárabe de San Miguel de la Escalada de Ricardo Velázquez Bosco, los de las iglesias de la provincia de Burgos de José Martínez Rives, del monasterio de Irache de Juan Iturralde y Suit y Florencio Ansoleaga, un cuaderno de dibujos del proyecto de la restauración de la catedral de León de Andrés Hernández Callejo, de inscripciones romanas de León, del poblado talayótico y la taula de Trepucó (Mahón) de Ramón Padró y Pedret, de los restos de un arco y fragmentos de yeserías árabes de una antigua vivienda en la calle del Colegio Eclesiástico de Granada y la interesante copia del proyecto del siglo XVII de Giovanni Battista Contini (1642-1723) de la torre de la Seo de Zaragoza.

Dr. Jorge Maier Allende


Página 1 de

NOTA: Estas bases de datos son el resultado de un trabajo acumulado en diversos departamentos y en períodos diferentes. Los usuarios comprobarán que hay registros incompletos y desiguales en contenido, campos que deberán ser revisados e imágenes que iremos sustituyendo a medida que se vayan haciendo las campañas fotográficas. Todo ello será un trabajo de meses y quizá de años que deseamos no demore la accesibilidad de las personas interesadas en conocer nuestras colecciones. Rogamos nos disculpen estas deficiencias que iremos subsanando de manera escalonada y de lo cual daremos periódicamente cuenta en nuestra página web y redes sociales.

© 2017-2021. Real Academia de Bellas Artes de San Fernando. c/ Alcalá, 13. Madrid
Ayuntamiento de Madrid
Esta base de datos/portal web se ha iniciado gracias a una subvención nominativa de la Dirección General de Bibliotecas, Archivos y Museos del Ayuntamiento de Madrid con cargo a los presupuestos municipales de 2018